Francisco de Quevedo 

Comparte:
A ROMA SEPULTADA EN SUS RUINAS (Fragmento)

¡Oh Roma en tu grandeza, en tu hermosura,
huyó lo que era firme y solamente
lo fugitivo permanece y dura!

68.00%

votos positivos

Votos totales: 150

Comparte:
LAS GRACIAS DE LA QUE ADORA...

Ese color de rosa y de azucena
y ese mirar sabroso, dulce, honesto,
y ese hermoso cuello, blanco, inhiesto,
y boca de rubíes y perlas llena;

la mano alabastrina que encadena
al que más contra Amor está dispuesto,
y el más libre y tirano presupuesto
destierra de las almas y enajena.

Era rica y hermosa primavera,
cuyas flores de gracias y hermosura
ofendellas no puede el tiempo airado;

son ocasión que viva yo y que muera,
y son de mi descanso y mi ventura
principio y fin, y alivio del cuidado.

65.38%

votos positivos

Votos totales: 260

Comparte:
UNA SOLA PIEDRA PUEDE DESMORONAR UN...

Una sola piedra puede desmoronar un edificio.

80.39%

votos positivos

Votos totales: 51

Comparte:
EL AGRADECIMIENTO ES LA PARTE PRINCIPAL...

El agradecimiento es la parte principal de un hombre de bien.

75.00%

votos positivos

Votos totales: 4

Comparte:
MÁS VERDAD DICE LA FE QUE...

Más verdad dice la fe que los ojos.

66.67%

votos positivos

Votos totales: 3

Comparte:
LOS QUE DE CORAZÓN SE QUIEREN...

Los que de corazón se quieren sólo con el corazón se hablan.

75.00%

votos positivos

Votos totales: 8

Comparte:
EL VALIENTE TIENE MIEDO DEL CONTRARIO...

El valiente tiene miedo del contrario, el cobarde de su propio temor.

66.67%

votos positivos

Votos totales: 3

Comparte:
COMPARA EL DISCURSO DE SU AMOR CON EL DE UN ARROYO

Torcido, desigual, blando y sonoro,
te resbalas secreto entre las flores,
hurtando la corriente a los calores,
cano en la espuma, y rubio como el oro.

En cristales dispensas tu tesoro,
Líquido plectro a rústicos amores,
y templando por cuerdas ruiseñores,
te ríes de crecer, con lo que lloro.

De vidrio en las lisonjas divertido,
gozoso vas al monte, y despeñado
espumoso encaneces con gemido.

No de otro modo el corazón cuitado,
a la prisión, al llanto se ha venido,
alegre, inadvertido y confiado.

52.08%

votos positivos

Votos totales: 48

Comparte:
CONTRAPOSICIONES Y TORMENTOS DE SU AMOR

Osar, temer, amar y aborrecerse,
alegre con la gloria, atormentarse;
de olvidar los trabajos olvidarse,
entre llamas arder sin encenderse;

con soledad entre las gentes verse
y de la soledad acompañarse;
morir continuamente, no acabarse,
perderse por hallar con qué perderse;

ser Fúcar de esperanzas sin ventura,
gastar todo el caudal en sufrimiento,
con cera conquistar la piedra dura,

son efectos de amor en mis tormentos;
nadie le llame dios, que es gran locura,
que más son de verdugo sus tormentos.

38.46%

votos positivos

Votos totales: 26

Comparte:
DICE QUE EL SOL TEMPLA LA NIEVE...

Miro este monte que envejece enero,
y cana miro caducar con nieve
su cumbre, que aterido, oscuro y breve,
la mira el sol, que la pintó primero.

Veo que en muchas partes, lisonjero,
o regal sus hielos o los bebe;
que agradecido a su piedad se mueve
el músico cristal, libre y parlero.

Mas en los Alpes de tu pecho airado
no miro que tus ojos a los míos
regalen, siendo fuego, el hielo amado.

Mi propia llama multiplica fríos
y en mis cenizas mesmas ardo helado,
invidiando la dicha de estos ríos.

50.00%

votos positivos

Votos totales: 32

Desde el 1 hasta el 10 de un total de 46 obras de Francisco de Quevedo

Añade tus comentarios